AL CIPRES DE MARIA DE LA O

(A Maria de la O con todo mi amor y cariño)
Cuando te abrazo, mi viejo ciprés,
siento venir hacia mí tus sentimientos,
abrazo a tu corteza, y siento tus pies
y me uno contigo en un momento.

Ay mi viejo ciprés…cuanto te quiero,
cuantas cosas habrás visto pasar,
cuantas lluvias, cuantos soles,
y cuantas lunas te habrán hecho llorar.

Pero yo necesito, mi viejo ciprés,
que me abrigues con tus brazos,
porque esta noche va a ser muy fría…
quédate a mi lado por favor….
hasta que vuelva el nuevo día.

Déjame acariciarte
mi dulce amigo ciprés,
déjame sentirte que eres mi vida,
déjame que te ame, mi viejo ciprés,

déjame…. hasta el fin de mis días

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.